sin brazos...

Me quise hacer la guacha, y me metí en dos clases seguidas de gym.
La primera era bastante coreo, la otra no tanto. Yo hago baile, no esto.
Me jugué a que las pesitas estaban bien, no eran las mas chicas.
Error.

Estoy escribiendo con la ñata ya que los brazos caen bobos hacia el piso. Pesados y sin vida.
Debo haber hecho mal los abdominales porque el cuello desea acompañar la caída de los miembros superiores. Todo sin mi consetimiento, eso es lo que tengo claro. Ellos dominan mis escasos movimientos y a su vez, sobrecargan de tareas a los que aún están a mi servicio. Con esta onda de los paros en Uruguay, tengo miedo que les pinte no laburar más. Mañana a la mañana estaría horas para levantarme ya que sería una tortuga dada vuelta.. La imagen es tan cercana a lo que se avecina que me corre un frío por la espalda.

No me habré orinado? quizás ni mis esfínteres andan... hicimos ejercicios de cola...pero no creo porque es por la espalda y es frío... la temperatura se puede justificar por la baja de energía y un "928: fatal error" en mi termostato. Pero que corra por mi espalda me asegura que es sudor... fiu... algo menos para reparar.

No puedo cortar el tomate, por ende no voy a comer. La nariz es fuerte pero no tanto para abrir la heladera, agarrar verduras, lavarlas, cortarlas, aderezarlas y comérmelas. La última función debe funcionar, pero además de ser asquerosa, para esa altura todos los procedimientos la habrían dejado exhausta hasta el punto de colapsar. Y si se me tapa la ñata, único elemento del cuerpo con utilidad, moriría al instante. Por ahora funciona porque está sanita, las drogas duras nunca fueron lo mío. Dios aprieta pero no ahorca.

Igual voy a morir... porque de pasarme cualquier cosa, no voy a tener fuerza para nada, ni para escapar, ni para poner las manos al caerme, ni para nada...no voy a tener ñata ya que la estoy esguizando por escribir con ella. Lo que si me alegra es que no me pude sacar la ropa, y si muriera me encontrarían con mi equipito de gym y no desnuda. La escena sería desgarradora, pero no tanto. No todas son malas.

Me acordé que la lengua puede ser una buena aliada, puede ayudar a la ñata.
Mas no. La misma copia la gestualidad de los brazos, cayendo afuera de la boca.
Parece que las dos horas de ejercicio las hubiera hecho ella sola.
Reacción, sólo pido eso. 
Ella se niega y se enoja, cae más pesada aún en claro signo de protesta.
Creo que trata de interpretar aquella escena de Verano Azul "del barco de chanquete, no nos moverán".
Si, ella dice que si muy animadamente, pero vuelve a caer con una violencia inusitada.

Pertenece a la vieja guardia de las protestas y ni se inmuta con las acciones que le manda mi cerebro.
Cuando me vuelvan a funcionar los brazos voy a  tomar represalias. Lo juro.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Consejos para hacerte una unipersonal

Orejeras para grandes!

Un nuevo estado de la materia: CROCANTE!